Jueves. 23.11.2017 |
Opinión
Redacción Cultura
10:37
27/09/17

Dinero público para abortos privados

Más de cuarenta y cinco gobiernos y personal de alto rango de la ONU se reunieron esta semana en Bruselas para recaudar dinero y combatir las actuales políticas provida de Estados Unidos, informa C-Fam. Es decir, para pagar los infanticidios y abortos que pagaba Obama y que Trump se niega a pagar.

Dinero público para abortos privados

Kate Gilmore, Alta Comisionada Adjunta de la ONU para los Derechos Humanos, moderó el evento de recaudación de fondos ‘Ella decide’ para “contrarrestar el impacto” de la recientemente promulgada Política de la Ciudad de México. La iniciativa europea prometió 200 millones de dólares para promover y realizar el aborto en el extranjero. Esto incluye 20 millones de la Fundación Gates y 50 millones de un donante privado anónimo de los Estados Unidos.

Los funcionarios se hicieron eco de la retórica anti-Trump de Gilmore y sus tonos burlones, y prometieron compromisos financieros. Representantes de UNFPA, ONU-Mujeres y la Organización Mundial de la Salud se unieron al tono antiamericano.

El viceprimer ministro de Bélgica, Alexander De Croo, cuyo gobierno prometió otros 10 millones de euros, criticó la política contra el aborto de Estados Unidos como una “decisión puramente ideológica” que empuja a las niñas “a la oscuridad”.

La viceprimer ministra de Suecia, Isabella Lövin, y la ministra de Comercio Exterior de Finlandia, Kai Mykkänen, prometieron 21 millones de dólares cada una. La ministra holandesa Lilianne Ploumen lanzó la iniciativa de recaudación de fondos, llamándola el comienzo de una nueva estrategia.

El comisionado europeo Neven Mimica dijo que los 1.500 millones de euros asignados a la salud sexual y reproductiva no serían desviados. “La UE no promoverá el aborto”, pero añadió inmediatamente que seguiría apoyando a la IPPF y a muchas otras ONG

Se aclaró en otra parte que los 200 millones recaudados financiarán el desempeño y la promoción del aborto en el extranjero.

Tim Conen, presidente de la coalición europea de grupos de aborto EURONGOS, dijo: “Todos estamos de acuerdo en que la salud sexual y reproductiva incluye el acceso a un aborto seguro” y “no nos alejemos de eso”. La ministra francesa, Laurence Rossignol, alabó la reciente prohibición de su país sobre los sitios web pro-vida, exigiendo que el aborto “debe ser despenalizado en todas partes”.

La vicepresidenta del Parlamento Europeo, Ulrike Lunacek, recordó su pasado activista en la “Austria tradicionalista y católica”. Afirmó con alegría que los diputados que “piensan que las chicas no deberían tener relaciones sexuales” son ahora una minúscula minoría.

El evento se cerró con el funcionario de la ONU Gilmore proclamando “Una cucharada de salud sexual y reproductiva hace que la desigualdad disminuya”.

Otros miembros del personal de la ONU, incluyendo a los más altos cargos de derechos humanos de la ONU, compartieron la interpretación de Gilmore del aborto como un derecho humano.

El Alto Comisionado Zeid Ra’ad Al Hussein, se refirió a las leyes pro-vida como “medidas regresivas” y los intentos de “criminalizar algunos derechos sexuales y reproductivos”.

El personal de ONU Mujeres conmemoró el Día Internacional de la Mujer advirtiendo sobre un “retroceso sin precedentes” lanzado por conservadores y personas religiosas. Ninguna voz oficial de la ONU se ha desvinculado de estas afirmaciones.

Tras la información de C-Fam se confirma que la ONU y la UE están trufados de políticos pro-Nuevo Orden Mundial, ya saben, empeñados en implantar políticas contrarias a la ley natural. Y la peor de ellas, el aborto, que mata a inocentes en el seno de sus madres.

En resumen, los poderosos de la tierra se unen contra el más débil: el concebido y no nacido.

Fuente: Katehon. Ver artículo original aquí: "Dinero público para abortos privados. El nuevo orden mundial se confabula contra la política provida de Trump".

Dinero público para abortos privados
Comentarios