Martes. 21.11.2017 |
Instituto de Estrategia S.L.P.

EL NÚMERO DE BEBÉS NACIDOS EN JAPÓN EN EL 2016 FUE DE MENOS DE UN MILLÓN, AL TIEMPO QUE LA POBLACIÓN DEL PAÍS DISMINUYÓ EN 300.000 HABITANTES

Japón lucha por mantener sus tasas de nacimiento

La contracción demográfica es uno de los problemas que padecen algunas naciones del mundo. Japón es una de las que tiene este problema. En un artículo publicado en la revista 'The Atlantic', Alana Semuels, brinda algunas de las causas del porqué esta nación asiática está presentando esta tendencia. 

Japón lucha por mantener sus tasas de nacimiento

Según reseña Semuels el número de bebés nacidos en Japón en el 2016 fue de menos de un millón, al tiempo que la población del país disminuyó en 300.000 habitantes.

Ante esta situación, la autora explica que "la juventud japonesa está siendo víctima de fuertes presiones por parte de la sociedad, que muchas veces la acusa de no tener suficiente sexo o de poner su carrera por delante del matrimonio y la familia".

La autor señala que la situación en torno a la disminución de la tasa de natalidad de Japón es un poco más compleja de lo que parece. Esto es debido a que la sociedad japonesa "brinda cada vez menos oportunidades a los hombres nipones" y "mantiene una alta expectativa de que estos sean el sostén y la columna de apoyo de la familia".

Interpelada por Semuels, Anne Allison, profesora de la Universidad Duke (EE.UU.), manifestó que "la cuestión de género es bastante consistente con la tendencia mundial, donde los varones están teniendo tiempos difíciles", y a su vez añadió que la principal razón del decrecimiento es la falta de estabilidad económica". 

Crecimiento del 'empleo inestable'

Naciones como Japón, que poseen una tasa de desempleo que este año alcanzó la cifra récord del 2,8%, no escapan de la disminución del sector que los expertos en la materia conocen como 'empleo fijo'. La autora destaca que "desde los años de la posguerra, Japón mantenía una tradición de empleo regular, en la que los hombres iniciaban su carrera en una empresa y la desarrollaban allí hasta su jubilación".

Jeff Kingston, profesor de la Universidad de Temple (Japón), citado por la autora, devela que cerca del 40% de la fuerza laboral de la nación nipona posee un 'empleo inestable' o "temporal". "Solo el 20% de la fuerza laboral 'temporal' es capaz de pasar a un trabajo estable en algún punto de su carrera", añade Kingston.

En torno a esta tendencia y su impacto en la natalidad, Ryosuke Nishida, profesor del Instituto tecnológico de Tokio expresó a la autora que "los hombres sin un trabajo fijo son consideraros 'socios indeseables' en un matrimonio, incluso si una pareja con trabajos inestables desea contraer matrimonio sus padres se opondrían". "En Japón un hombre debe tener un trabajo fijo, ya que en caso contrario, puede ser visto como un perdedor", agregó el experto.

En resumen, Semuels acota que ante "la falta de recursos" para mantener a una familia con un sueldo inestable, una realidad donde el 70% de las mujeres dejan el trabajo después de su primer hijo y "la presión corporativa" que impide con sus fuertes exigencias el tener la posibilidad de crear una relación sentimental, hacen que la problemática en torno al nacimiento se agudice. Esto a pesar de los esfuerzos que realiza la administración del primer ministro Shinzo Abe para detener el crecimiento de puestos de trabajo temporal y ayudar a la mujer nipona a mantener un balance entre el trabajo y la familia.

Fuente: RT. Leer artículo original en: "La dura razón por la que en Japón nacen pocos bebés".

 

Japón lucha por mantener sus tasas de nacimiento
Comentarios