Viernes. 24.11.2017 |
Instituto de Estrategia S.L.P.

El Estado Islámico, expulsado por fin de su bastión de Raqa

Las Fuerzas Democráticas Sirias izan la bandera kurda en el estadio, último reducto yihadista en la ciudad | Sólo unos 300 combatientes extranjeros resistieron hasta el final

El Estado Islámico, expulsado por fin de su bastión de Raqa

Las Fuerzas Democráticas Sirias (FDS), una alianza de milicias kurdas y árabes organizada y apoyada militarmente por Estados Unidos, se han hecho esta mañana con el control total de la ciudad de Raqa, tras conquistar el estadio municipal, el último reducto que le quedaba al Estado Islámico (EI) en la urbe tras ser desalojado del cercano Hospital Nacional, según han confirmado dos testigos de la agencia Reuters, un portavoz de las FDS y el Observatorio Sirio de Derechos Humanos.

Raqa era la capital siria del autoproclamado califato del EI. Hace unos meses, su otra capital, Mosul, también fue reconquistada por las tropas iraquíes. El Estado Islámico aún controla franjas de terreno en la frontera entre ambos estados fallidos, y resiste en Deir Ezzor. Según Rojda Felat, comandante de las FDS, las milicias están limpiando de minas el estadio. “Sabemos que aún quedan minas y trampas explosivas en las zonas que controlaba el EI”, dijo el coronel Ryan Dillon, portavoz de la coalición internacional contra los yihadistas.

Según los testigos de Reuters, en el estadio se ha izado la bandera kurda, al igual que en otras partes de la ciudad, lo cual no es buen síntoma, ya que se había asegurado que serían las milicias árabes -pertenecientes a varias formaciones tribales, en su mayoría musulmanas pero con algún componente cristiano- las que se adjudicarían la toma de la ciudad.

Miembros de las FSD celebran la victoria sobre el EI en Raqa

El pasado fin de semana se pactó la evacuación de combatientes locales del EI y de sus familias en autobuses, después de una negociación a través de jefes tribales, por lo que se cree que los únicos que se quedaron resistiendo hasta el final eran extranjeros, unos 300 hombres. Una de las últimas posiciones de los yihadistas fue la rotonda en el centro de la ciudad donde el EI acostumbraba a exhibir cabezas cortadas.

La batalla de Raqa ha sido aún más dura que la de Mosul, en Irak. Comenzó oficialmente el 9 de junio y desde entonces ha costado la vida a más de 1.873 personas, según el observatorio Raqa Está Siendo Masacrada en Silencio (RSMS). Los heridos se cuentan por miles y los desplazados son alrededor de 450.000. En este periodo ha habido más de 3.829 ataques aéreos y la ciudad ha quedado destruida en un 90%, incluyendo 8 hospitales, más de 40 escuelas, 5 universidades y 29 mezquitas.

Fuente: La Vanguardia. Leer artículo original en: "El Estado Islámico, expulsado por fin de su bastión de Raqa".

El Estado Islámico, expulsado por fin de su bastión de Raqa
Comentarios