Domingo. 17.11.2019 |
Instituto de Estrategia S.L.P.

Congresistas y medios en EE.UU. llaman a intervenir militarmente en México para contener el "terrorismo" de los cárteles

En respuesta a las voces estadounidenses que no descartan una invasión, el Gobierno de México señaló que la masacre contra familias mormones fue cometida con armas provenientes de EE.UU. En México, activistas llaman a retomar las calles para obligar al Gobierno a cambiar su política de seguridad.

Congresistas y medios en EE.UU. llaman a intervenir militarmente en México para contener el "terrorismo" de los cárteles

Tras la masacre de dos familias mormonas en el norte de México, en la que fueron asesinadas tres mujeres y seis niños, congresistas y medios de EE.UU. hicieron un llamamiento a intervenir militarmente en México para contener lo que calificaron como "actos terroristas" de los cárteles de la droga.

Las voces de los congresistas republicanos respaldaron la propuesta del presidente de EE.UU., Donald Trump, para apoyar con militares y armamento a México, y emprender una "guerra" contra el narcotráfico, ofrecimiento que fue rechazado por el presidente del país latinoamericano, Andrés Manuel López Obrador.

En una entrevista con Fox News, el senador estadounidense Tom Cotton dijo: "si el Gobierno mexicano no puede proteger a los ciudadanos estadounidenses en México, en EE.UU. tal vez tengamos que tomar las cosas en nuestras manos”. Para el legislador por Arkansas, la estrategia del presidente López Obrador "tal vez funcione en un cuento de hadas para niños", y agregó que "lo único que puede contrarrestar las balas son más balas, y más grandes”.

Por su parte, el senador republicano Lindsey Graham señaló que propondrá una reforma de ley para calificar a los cárteles mexicanos como organizaciones terroristas. "Estoy haciendo que mi equipo verifique si los cárteles mexicanos son o no organizaciones terroristas dentro de los límites de la ley estadounidense. Si no lo son, me gustaría hacer que lo sean", aseveró.

En un sentido similar, David Glawe, subsecretario de Seguridad Nacional de EE.UU., expresó ante el Senado de su país: "la violencia y el desprecio por la vida humana que muestran estas organizaciones criminales es tan brutal y espantosa como cualquier organización terrorista que vemos en todo el mundo".

En un editorial sobre la "cartelización de México", el periódico estadounidense Wall Street Journal incluso llamó a intervenir militarmente en el territorio mexicano para la "amenaza".

"Si México no puede controlar su territorio, EE.UU. tendrá que hacer más para proteger a los estadounidenses en ambos países de los carteles. La DEA (Administración de Control de Drogas) debería poder descubrir las identidades y ubicaciones de quienes ordenaron o llevaron a cabo los asesinatos del lunes. Garantizar su desaparición sería una señal de que la justicia estadounidense tiene un largo alcance. No se puede descartar una operación militar de EE.UU.", apuntó el rotativo neoyorquino.

El columnista Sean Davis sostuvo en un texto de opinión, publicado en el New York Post, que "si bien no es inminente una moderna invasión militar estadounidense, tampoco es impensable". Davis escribió que "la situación en México representa una amenaza mucho mayor para la seguridad estadounidense. Nuestro vecino del sur se está convirtiendo rápidamente en un narcoestado dirigido por capos de los cárteles de la droga”. 

 

Las armas provienen de EE.UU.

El presidente mexicano, Andrés Manuel López Obrador, expresó su desacuerdo con las posturas asumidas por algunos senadores y medios estadounidenses como el WSJ.

"Esa es su visión y la respetamos, nada más que no la compartimos", señaló el mandatario mexicano. "Nosotros estamos llevando a cabo una política distinta, porque la política que aplicaron durante 36 años resultó un rotundo fracaso y causó mucho daño, mucha tristeza, muchos muertos, muchas pérdidas para los mexicanos", agregó.

Por su parte, Alfonso Durazo, titular de la Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana, informó que las armas con las que se perpetró el ataque contra las familias mormonas fueron fabricadas en EE.UU. "Las primeras pesquisas nos permiten reconocer el calibre de casquillos 223, de fabricación Remington, y de procedencia norteamericana. Este es uno de los datos más relevantes", indicó Durazo.

En este sentido, el canciller Marcelo Ebrard, dijo que las autoridades mexicanas y estadounidenses colaborarán para determinar cómo ingresaron las armas de grueso calibre en territorio mexicano desde EE.UU.

"Es muy probable que encontremos armas que son de fabricación, en alguna proporción, estadounidense, y se tiene que hacer un trabajo conjunto, tenemos que ver cómo se manejan esas armas en la zona, cómo entran. México tiene que hacer esa investigación, seguramente lo hará la Fiscalía General de la República y se compartirá la información con el FBI para que ellos hagan lo propio en EE.UU. Este es un ejemplo de cooperación", señaló Ebrard.

 

Entre el miedo y la movilización

En este contexto, las víctimas de la violencia en México también externaron su opinión sobre el clima de violencia que prevalece en el país, e incluso llamaron a salir a las calles para obligar al Gobierno actual a modificar su política de seguridad.

Al ser cuestionado sobre el asesinato de su hija y sus nietos, Adrián LeBarón, padre de Rhonita María LeBarón, asesinada junto con sus cuatro hijos en la masacre ocurrida en Bavispe, Sonora, dijo que los criminales "mataron a personas inocentes para enseñar lo que es el miedo", según declaró al rotativó inglés Daily Mail. 

Fuente: RT

Congresistas y medios en EE.UU. llaman a intervenir militarmente en México para contener el "terrorismo" de los cárteles
Comentarios